Alégria

Por: Danonino

Hola mi nombre es Gabriel y vivo en Estados Unidos en el año 2053.
Hace 6 años sacaron un nuevo juego llamado Alégria 3000 con el que todos llevan obsesionados desde el día que lo lanzaron, el juego se trata que tienes tu vida virtual pero es muy realista, hasta puedes interactuar con otras personas, puedes comer, puedes bailar, puedes sentir. Aunque si quieres hacer todo esto que te platiqué, tienes que pagar 750 dólares para poder tener tu membresía, cuando la pagas te dan un traje para el cuerpo, los brazos y las piernas y sin la membresía te dan la caminadora para poder caminar en el mundo virtual, es un juego increíble pero me he dado cuenta que todo lo increíble tiene sus defectos.

El creador de este juego fue el presidente de los Estados Unidos, el mismísimo Denzel Warren, dicen que él es y será el mejor presidente por crear este juego, pero yo creo que Alégria fue solo una distracción para que el gobierno haga sus mañas sucias y eso es lo que yo quiero descubrir, pero yo solo no puedo, entonces publiqué en mi red social que los que estaban en desacuerdo con Alegría los vería en el centro de computación a las 9:30 PM. Llegué al centro de computación, una hora más tarde de la cita yo creía que nadie llegaría pero vi una luz por la ventana como de una motocicleta y pensé que alguien había llegado para la cita pero solo era el policía de vigilancia con su linterna.

Me quise esperar otros 30 minutos pero nadie llegaba y justo cuando estaba cerrando las puertas llegó Tomás un hombre que venía muy cansado y se veía que venía caminando por eso tardo tanto.

Platicamos unas 2 horas hasta que dio la una de la mañana, él me dijo que pensaba que todo era un plan del gobierno para distraer de algo que están haciendo le dije que yo pensaba lo mismo y que por eso hice este grupo.

Me dio su teléfono y su dirección para estar en contacto y para poder planear lo que íbamos a hacer. Después de la junta me fui directo a dormir cuando me desperté tuve una idea, mi idea era comprar el juego para poder probarlo y ver bien su conexión con el gobierno , le llame a Tomas y él puso la mitad del dinero y yo la otra para poder comprarlo.

Pasó una semana y por fin llegó, el traje venía en una maleta de metal y la consola en una caja de cartón, el traje era como de látex y la caminadora era como de unos 90 cm , los sensores de las manos eran unos guantes con puntos y los de las piernas eran unas botas con una luz amarilla que llegaba a la cintura yo creo que es el sensor para los movimientos de las piernas.

El primer día que lo use me pareció increíble me la pasé mucho tiempo jugando en mi vida virtual y no me concentre en los planes que tenía, cuando acabé se lo presté a Tomás para que él lo usará pero ya han pasado 2 dias y no le he visto, él es el que tiene el traje y tampoco me responde los mensajes, entonces decidí ir a su casa para ver qué estaba haciendo, cuando llegué escuché que estaba hablando con alguien, se me hizo raro porque me dijo que no tenía amigos, entré a su cuarto y estaba sentando con el traje y los sensores puestos, estaba hablando con una mujer en el juego como si estuvieran comiendo, me preocupe porque se veía que llevaba metido en el juego varios días, le quite el visor para ver como estaba, tenía unas ojeras muy grandes como si no hubiera dormido en varios días, lo acosté en la cama para que durmiera un poco, cuando se despertó fuimos a un restaurante de pizza que estaba por su casa y le pregunté que porque llevaba tantos días metidos el juego, me dijo que era porque había conocido a una mujer que le enseñó todo el mundo virtual y le dijo que el mundo virtual es mejor que la realidad y lo convenció de quedarse en el juego por siempre, en ese momento pensé que las mujeres del juego eran la técnica del gobierno para que las personas estén más metidas en la vida virtual que en la vida misma, fui a mi casa con el juego para meterme otra vez y poderme encontrar con esa mujer tan carismática que convencía a todos de quedarse en el juego.

Cuando entre al juego jugué como si jugara en un día normal y después de varias horas de juego me llegó una solicitud de amigo de una mujer llamada Julie, acepte la solicitud y me invitó a salir por un café, yo amablemente acepté, vi su perfil y nada me pareció del otro mundo.

Ya era la hora de ir con ella así que me arregle y me fui a pie cuando llegué ella ya estaba sentada en la mesa esperándome, así que me acerqué y me senté, platicamos por 2 horas y ella también me estaba queriendo convencer de quedarme en el mundo virtual igual que convenció a Tomás, en ese momento pensé qué hay varias personas que trabajan en la compañía para convencer a la gente de quedarse más tiempo en el juego virtual que en el vida misma, acabe de comer con ella y me sali del juego, llame a Tomas y le dije que lo veía en el aeropuerto, lo cual a él le pareció raro.

Llegué al aeropuerto y tomas ya venía de camino en lo que él llegaba compre 2 boletos para ir a Washington DC donde están las oficinas de Alégria y tambien compre algo por la Deep Web, una usb con un virus tan potente para destruir el software de el juego. Tomas por fin llegó y le expliqué porque estábamos en el aeropuerto, a dónde íbamos y después nos subimos al avión y mientras estaba en el avión pensé en el plan perfecto para poder entrar al cerebro donde están todas las máquinas del software para poder apagarlo para siempre, mi plan era buscar a la mujer que fue conmigo al café o a la que fue con Tomás al café y así entrar por donde ella iba.

Llegamos a Washington y antes de hacer mi plan fuimos a una tienda de cámaras porque yo quería comprar una cámara miniatura adhesiva Bluetooth para poder pegársela a la mujer y poder ver por donde iba, llegamos a la tienda y si había pero costaba 500 dólares pero no me importó e igual la compré. Salimos de la tienda y fuimos a las oficinas de Alégria entramos a la planta baja que era el único lugar donde podíamos estar, le dije a Tomás que buscara a la mujer que había visto en el juego y yo también la buscaría a la mujer que yo vi en el juego, por suerte vimos a la mujer de Tomás, Tomás llegó con ella y le dio una palmada en la espalda para pegarle la cámara adhesiva y si funcionó, se le quedó pegada prendí mi teléfono para poner el Bluetooth de la cámara y poder ver lo que pasaba, cuando la mujer entró al elevador presionó el nivel 15, bajo del elevador y se dirigió a una sala que era sala de citas donde estaban muchas personas sentadas con los lentes y los sensores de el juego, así que lo que pensaba era correcto pero antes de que entrara a ese cuarto había otra puerta que decía salas de almacenamiento, de seguro allí es donde está el software.

Ya teníamos todo, lo único que nos faltaba era cómo íbamos a subir, sólo las personas con uniforme podían subir a si que me meti al cuarto del conserje y por suerte encontré un uniforme, me lo puse y subí rápidamente al nivel 15 y busqué la sala de almacenamiento, la encontre pero se necesitaba una llave para poder entrar y vi a una persona que tenía la llave cuidadosamente la agarre sin que él se diera cuenta, abrí rápidamente la sala y conecté el virus que acabaría con toda esta pesadilla me salí muy rápido para que nadie se diera cuenta. Antes de que subiera al elevador escuché, personas quejándose en la sala de citas una mujer salió y me vio antes de que subiera al elevador ella corrió hacia la sala de almacenamientos y vio el usb del virus conectado a el software corrió velozmente hacia mi pero las puertas se cerraron antes de que me alcanzara, baje, me quite el traje rápido y me fui corriendo con Tomas, pedimos un taxi y llegamos al aeropuerto compramos los boletos de vuelta a casa y en el avión Tomás y yo estábamos celebrando por esta gran hazaña que habíamos logrado.

Por fin llegamos a casa felices por haber logrado lo que hicimos, así que prepare la cena mientras Tomas prendía la tele, cuando la prendió, escuche algo en las noticias que hasta se me calló lo que estaba preparando, en la compañía me grabaron con las cámaras de seguridad viendo como ponía el virus en el software y por haber hecho tal cosa la policía dice que el quien me encuentre tendrá una recompensa de un billón de dólares, ya no sabía que hacer, agarre mi sudadera, una gorra y me fui corriendo de mi casa a un lugar… muy… muy lejos……

admin