Después de la vida

Por: Raquel

Recuerdo mi nombre y a mis seres queridos,
estoy en la oscuridad, solo y confundido.
Pasan muchas cosas por mi cabeza,
siento que estoy durmiendo,
siento que estoy perdido.

Puedo verme tirado, la sombra me anuncia.
Veo el espejo y veo mi reflejo,
me observo, sin color, sin forma y luz.
No siento mi piel, el dolor o el amor.
No me siento.

Después de la vida, todos preguntan qué pasa,
yo lo vivo y me hubiera gustado no saberlo.
Ahora no se que hacer, me pregunto el por qué.
¿Será un castigo o será un camino?

Qué será de mi, que será de mis conocidos.
El dolor ahogará su alma o seguirán en plena dicha,
que será de mi, indefenso sin sombra propia,
espero que mis actos sean recompensados.

Tal vez no lo entienda, pero el tiempo todo lo compensa.

Lo veo claro, he llegado, todo es luz, todo es paz,
camino hacia Él,
no siento nada, ni el brillo en mi mirada.

Escucho un ruido extraño,
me doy vuelta y en el vacío caigo,
abro los ojos, asustado.

Siento que estoy perdido,
siento que estoy dormido.

admin